En el CEIP JUAN XXIII seguimos apostando por la enseñanza de la programación y la robótica.
La robótica educativa hace que nuestro alumnado tenga que aplicar sus conomientos de matemáticas, lógica, artística…a la vez que adquieren otras habilidades como el trabajo en equipo, el desarrollo de proyectos reales y la resolución de problemas.
Aprender a programar desarrolla  la creatividad y la imaginación y además aumenta la confianza y la autoestima de nuestros alumnos y alumnas. Los prepara para superar retos  y lo más importante es que es una actividad muy motivadora que los hace inmensamente  felices.
El proyecto “SILENCE” ha sido un taller llevado a cabo por Juan y Julio (Linbertec) dirigido al alumnado del 3º ciclo y ESO.
El objetivo del taller ha sido crear unos semáforos con sensores de sonido para controlar el ruido en las clases.